DESCUBRIENDO EL PARQUE SENDAVIVA

SENDAVIVA es un parque temático muy particular, en una ubicación singular, en medio del Desierto de las Bardenas Reales, reserva de la Biosfera y que se encuentra al Sur de Navarra. Nosotros fuimos desde Barcelona, con lo cual tardamos unas tres horas y media. Más o menos lo mismo que se tardaría desde Madrid y no lejos del norte de España, desde donde provienen muchos visitantes del parque.

Me gustan este tipo de parques integrados en la naturaleza porque no son 100 x l00 artificiales, sino que con los materiales más nobles como la madera, telas y otros más sostenibles consiguen integrar al visitante con el ecosistema de los animales o las actividades propuestas. No hay trenes súper modernos, sino camionetas como las de cualquier campesino que se usan para el traslado a las diferentes zonas. También hay un divertido tren con más capacidad que sirve para los traslados pero los camiones son sin duda muy simpáticos.

El parque está dividido en 4 grandes zonas: LA FERIA, LA GRANJA, EL BOSQUE Y EL PUEBLO . En todas ellas hay diferentes atracciones y animales característicos de cada uno de los ejes temáticos. Así, en la Feria encontraremos los jaguares, los tigres blancos que son difíciles de ver en otros sitios o las cebras y avestruces. En el Bosque hay un genial safari fotográfico en el que pasas junto a muchos animales y casi los puedes tocar. En el Bosque, lo que más nos llamó la atención fueron los lobos y los osos pardos y en el Pueblo tienes el emblema del parque, el burro tradicional español, la imagen de SEDAVIVA.

En las imágenes podréis ver algunas de las atracciones más divertidas: el Bossleigh, un tobogán  de montaña tipo montaña rusa que tú puedes controlar y que si no frenas, baja a toda velocidad y es increíble, no se parece a ninguna otra montaña rusa. Habíamos probado algo parecido en Andorra, el Tobotronc, otro tobogán de montaña del mismo concepto, pero este es más familiar y pueden subir niños desde los 1.05 metros.

Otra de las atracciones que más nos gusto es el Tubing, un recorrido recto, vertical, por el que bajas en un flotador de forma individual o con otros acompañantes y que llega a tener 60 metros de desnivel y 300 metros de longitud. Repetimos unas cuantas veces, 🙂 Y por último la Gran Tirolina, la tirolina más larga de Europa que baja desde la montaña de Sendaviva hasta casi los 70 km por hora. Los niños  a partir de 14 años y 1,50 metros sí pueden subir.

Otra de las cosas que más nos ha gustado del parque son las actividades didácticas paralelas que se pueden realizar dentro del parque, como el Mundo zoorprende, Perdidos en Sendaviva o Despertando a los animales. En la primera, un grupo de expertas del parque te deja ver, tocar y aprender un montón de cosas de algunos animales tan emblemáticos como tarántulas, lagartos, serpientes, suricatas o insectos. «Perdidos en Sendaviva» es una actividad dirigida por un excéntrico explorador que los acompaña por el parque en busca de pistas para ir descubriendo diferentes animales y hábitats y por último, la actividad «Despertando a los animales» es una oportunidad genial para los niños que se alojan en el albergue de Sendaviva para que puedan preparar el desayuno y darles de comer a muchos de ellos.

Nosotros nos alojamos en el albergue que ofrece muchas ofertas durante la época de apertura del parque (en invierno está cerrado) pudiendo tener por un módico precio una opción para alojarte dentro del parque y entrada gratuita al día siguiente y opción a algunas actividades solo para visitantes del albergue. Es grande, hay varias habitaciones de 8 y de 4 pero la mayoría son de 15 camas. Está decorado como si fuese un bosque y hay juegos para compartir, cocina donde poder preparar alguna comida o desayuno, etc.

Y por último, no os podéis perder si visitáis el parque los espectáculos y las novedades como las atracciones Valhalla, de realidad virtual muy conseguida y que en muy pocos sitios existe a día de hoy y  la Mansión Encantada, una mini casa del terror apta para todos los públicos pero que sin duda nos dará algún que otro susto. Para no masificar estas actividades, puedes pedir la hora que más te convenga para visitarlas y entrar directamente. Los espectáculos más emblemáticos son el circo y la exhibición de aves rapaces.

En el circo disfrutamos de un espectáculo cómico al más puro estilo cabaret con algunos equilibristas y contorsionistas que dejan a toda la familia con la boca abierta. La exhibición de las aves merece sin duda una mención especial porque es la mejor que hemos presenciado hasta el momento, ya que en muchos parques existe esta opción. Además de genial explica, es un placer ver volar a las aves desde la montaña de Sendaviva hasta el lugar de la exhibición por unos cetreros que conocen y aman estas aves. Poder admirar de cerca águilas, halcones, el cóndor y muchas otras espectaculares especies a mis hijos les fascinó. Tanto que lo vimos los dos días que pasamos en el parque.

Os invito a conocer este singular parque, disfrutar del entorno, de los animales y las atracciones perfectamente integradas en la naturaleza y pasar unos días inolvidables en el Desierto de las Bardenas Reales, que por cierto se ve de forma magnífica desde el mirador en lo más alto de la montaña de Sendaviva.

Para saber más del parque o reservar vuestra estancia podéis hacerlo entrando aquí:

El Parque

 

 

 

 

 

 

 

RECETAS PARA UNA DIETA MÁS SALUDABLE EN FAMILIA

Como ya hemos estado muchos comentando por las redes estos días, es hora cuando comienza el año de verdad, con el nuevo curso, la organización de la casa, las actividades, la vuelta al trabajo, etc. Así que los propósitos también tienen en esta época más sentido que nunca. El mío es seguro uno de los vuestros también, que los peques coman más sano. El papi y yo llevamos tiempo introduciendo cambios que hacen que probemos nuevas recetas, alimentos y aumentemos el consumo de verduras, frutas y legumbres. Sin embargo, con los peques nos cuesta mucho más y es que tienen malos hábitos adquiridos desde muy pequeños que hemos de reeducar. Como hay algunas cosas que seguro va a costar sacar de sus favoritos, al menos hemos buscado recetas caseras y algo más saludables que las envasadas. Este curso, el ketchup, la crema de cacao y los cereales del desayuno, de los que no quiero abusar, serán de fabricación casera, 🙂

Así que ahí van tres recetas muy útiles que he probado y encontrado en la red:

EL KETCHUP CASERO DE MARTÍN BERASATEGUI:

INGREDIENTES:

  1. 100 gr aceite de oliva virgen extra suave (arbequina)
  2. 1000 gr cebolleta
  3. 1000 gr tomate
  4. guindilla
  5. 350 gr azúcar moreno
  6. 1 c/c mostaza Dijon
  7. 10 vueltas molino pimienta negra
  8. 4 gr. sal Maldon
    PREPARACIÓN:

    Picar el tomate y la cebolla en mirepoix. Poner el aceite con la cebolla a pochar, sin dorar en un recipiente tapado, removiendo de vez en cuando, 30 minutos. Añadir el tomate y la guindilla seguir pochando tapado otros 30 minutos. Integrar el vinagre, el azúcar, la sal y la pimienta. Pochar y remover 60 minutos. Fuera del fuego añadir la mostaza y toda la mezcla, triturar en thermomix o batidora, velocidad máxima 50-60º C, 5 minutos. Pasar por un colador fino y enfriar

 

GRANOLA CASERA SEGÚN MARÍA LUNARILLOS:

Este preparado de avena, miel y frutos secos nos encanta. He probado a hacer varios, pero esta receta vista en el blog de MARÍA LUNARILLOS es la que más les ha convencido a los peques, 🙂

INGREDIENTES:

  • 150 g de copos de avena aplastados
  • 50 g de almendra laminada
  • 30 g de semillas variadas
  • 30 g de coco en escamas
  • 1/2 cdta. de canela molida
  • 1/2 cdta. de sal
  • Una cda. de aceite de girasol o de coco
  • 20 ml de miel
  • 30 ml de sirope de arce/agave
  • 50 g de azúcar moreno
  • Frutas deshidratadas al gusto (pasas, arándanos, orejones en trocitos, etc.)

 

PREPARACIÓN:

Pesamos los ingredientes sólidos: los copos de avena, las almendras o frutos secos, las semillas y el coco. Las ponemos en un bol y removemos para mezclar. Agregar la canela y la sal y volvemos a mezclar. Se añade la miel y el sirope de arce. Agregamos el aceite vegetal que hayamos elegido. Se recomienda Podemos calentar muy brevemente en el microondas para que la miel se haga más fluida. Agregar el azúcar moreno y la mezcla de endulzantes y el aceite. Remover todo bien.

Forrar un molde o bandeja de repostería y poner la mezcla en él a 160º sin aire unos 25 minutos. Remover con un tenedor cada 10 minutos para que la masa no quede apelmazada.

Sacar la bandeja del horno y enfriar sobre una rejilla. Cuando esté fría se pueden añadir las frutas deshidratadas o un poco de chocolate en pepitas.

 

CREMA DE CACAO CASERA:

INGREDIENTES

Para 300 g

  • 150 g de avellanas tostadas o crudas
  • 150 g de chocolate negro (mínimo 50% de cacao)
  • Una pizca de sal
  • Unas gotas de esencia de vainilla o media vaina de vainilla fresca raspada
  • 1 cucharada de aceite vegetal suave (girasol, oliva o avellana)

PREPARACIÓN

Triturar las avellanas tostadas y peladas junto con la sal en un procesador o accesorio picador de batidora (a intervalos de 30 segundos para que no se sobrecaliente). Cuando las avellanas estén molidas  en un polvo grueso se añade la cucharada de aceite (de sabor lo más neutro posible) para ayudar a que la consistencia sea más grasa y homogénea. Seguir triturando hasta conseguir una pasta ligeramente aceitosa y lo más fina posible.

Derretir el chocolate al baño maría o a intervalos de 30 segundos en el microondas a baja potencia. Verter dentro del triturador, agregar la vainilla y triturar de nuevo hasta que la crema se mezcle por igual. La pasta estará blanda por efecto del calor del aparato. Guardarla en un bote con tapa y dejar que endurezca brevemente dentro de la nevera o que repose varias horas a temperatura ambiente. Dura hasta dos semanas.